Governors Ball 2017

Governors Ball 2017

La séptima edición del Governors Ball reunió nuevamente a más de 40,000 almas en Randall’s Island, New York el pasado fin de semana. Tuvimos la fortuna de asistir al festival y esto fue lo mejor y lo peor que vimos de la edición 2017 del #GovBallNYC.

lineup

LO MEJOR

Tool

Tool by Taylor Hill (Getty Images for Governors Ball)

El acto principal del GovBall tenía más de una década sin tocar en Nueva York, por lo que era mucha la expectativa para ver al grupo de metal progresivo conformado por Adam Jones, Maynard James Keenan, Danny Carey y Justin Chancellor. La enigmática banda, que no ha lanzado nueva música desde el 2006, cerró las actividades demostrando que la espera valió la pena.

Tool parecía un ave rara dentro del cartel donde destacaban estrellas de pop, raperos y actos de música electrónica. Sin embargo, una hora y cuarenta y cinco minutos después, la decisión del GovBall de agregar a Tool al lineup fue acertada.

El escenario principal se llenó de fieles metaleros y rockeros que asistían exclusivamente al tercer día del festival para ver a Tool descargan un setlist lleno de adrenalina y virtuosidad, ya que la banda ejecuto a perfección cada nota que salía de sus instrumentos.

Tool no tocó nuevas canciones, ni siquiera “Descending,” una canción que fue estrenada en el 2012 pero que nunca ha sido grabada, sin embargo, no se guardó nada y recetó lo siguiente:

“The Grudge”
“Parabola”
“Schism”
“Opiate”
“Ænema”
“Jambi”
“Third Eye”
Drum Solo
“Forty-Six & 2”
“Sweat”
“Vicarious”
“Stinkfist”

Phoenix

Phoenix by Chris Lazzaro

Los franceses derrocharon talento y una producción impecable cuando les tocó subirse al escenario principal y cerrar el día 2 del Governors Ball. La banda agradeció a la multitud por saberse la mayoría de sus canciones, incluso, el nuevo material, el cual fue representado con “Ti Amo”, “J-Boy”, “Fior Di Latte” y “Role Model”, incluso los hits no se podían quedar atrás y “Lisztomania”, “1901”, “Lasso”, “Entertainment”, “Girlfriend”, entre otras, fueron parte central del gran show que dio Phoenix, sin dudo, todo un espectáculo digno de verse.

Lorde

Aunque Chance the Rapper era el acto estelar en el lineup del día 1, la neozelandesa de tan solo 20 años demostró que es de las estrellas pop más grandes del planeta. Con una producción de primer nivel, un staff de bailarines de gran calidad y una voz que no desentonó nunca, Lorde se apropió de los gritos y almas de casi todos los que asistieron el viernes al GovBall. Nadie lleno más un escenario ese día más que Lorde, una estrella hecha y derecha.

Cage The Elephant

Sin duda, uno de los actos más enérgicos y dinámicos para ver en vivo, gracias a la fuerza y movimientos aderezados con un aire a la Mick Jagger de Matt Schultz, quien nunca se queda sin aliento a pesar de que parece estar en su propia clase de zumba arriba del escenario. “Ain’t No Rest for the Wicked”, “Mess Around” y “Come a Little Closer” fueron de las canciones más coreadas por el público que termino siendo un océano para Schultz quien termino así en medio de miles de aplausos.

Royal Blood

Royal Blood y se muestran con mayor control sobre el escenario. Royal Blood cerró su presentación dejando satisfechos y aplaudiendo a los fans de Tool, y eso, ya es mucho decir.

Charles Bradley & His Extraordinaires

Charles Bradley by Taylor Hill (Getty Images for Governors Ball)

A sus 68 años, Charles Bradley se las sabe de todas todas, su show no es una presentación de un set de canciones, sino más bien, un servicio completo para sanar tu alma, logrando conectar con las generaciones más jóvenes a través del poder de su alma y corazón, Bradley se hubiera llevado el día 1 sino fuera por Lorde.

Wu-Tang Clan

Wu-Tang Clan by Matthew Eisman (WireImage)

El Clan celebró el 20 aniversario de su icónico0 álbum de 1997 Wu-Tang Forever con un set lleno de himnos de hip hop el sábado por la tarde. Mucha nostalgia y mucha champaña fueron los protagonistas de esta tarde. RZA, Method Man, Raekwon, Ghostface Killah, GZA, Inspectah Deck, U-God, Young Dirty Bastard (hijo del fallecido miembro del Wu-Tang, Ol’ Dirty Bastard) representaron orgullosamente a Shaolin en Randall’s Island. Incluso Redman hizo una aparición reencontrándose con su viejo amigo Method Man.

LO PEOR

Chance the Rapper

Chance the Rapper by Taylor Hill (Getty Images for Governors Ball)

Aunque el rapero de Chicago fue el encargado de cerrar el día 1, y tras algunas fallas en el sonido, no fue una de sus mejores noches. Si bien recetó lo mejor de Coloring Book ante miles de fans, al show de Chancellor le faltó poder, en parte a los problemas técnicos que sufrió.

Franz Ferdinand

A la versión renovada de la banda escocesa, ya sin su guitarrista original Nick McCarthy, le hace falta más ritmo y engranaje. Por momentos, comparando con años anteriores, se vieron “lentos” en coordinación y conexión con el público, algo que para la segunda mitad de su show lograron recomponer con éxitos como “Michael” y sobre todo, “Take Me Out”.

Marshmello

Marshmello by Chris Lazzaro

El Dj enmascarado se dedicó más a incitar a la gente a base de gritos que a base de sus mezclas. La música que salía de su equipo por momentos mezclaba a Oasis con Adele bajo una capa de dembow y dancehall medio rara, en serio, ¿Por qué tiene tanto éxito este sujeto?

Photo by Chris Lazzaro
Photo by Chris Lazzaro
Photo by Chris Lazzaro
Texto: Víctor Moreno

Comentarios

comentarios